domingo, 21 de mayo de 2017

Desde Murcia. Vive sin miedo

Para C. Valcárcel de B. Valcárcel

Padre, se que tienes miedo
de que te arrebaten la vida
porque pasamos unos años
que creímos que tú te ibas.

No tengas miedo padre
te cuida el que esta arriba
él te ha dado más años
te ha alargado la vida.

Dale gracias por ello
cada minuto del día
disfruta cada momento
disfruta y vive tu vida.

Te queda mucho mundo aun
te prometo padre mio
que nadie te pisa el talón
que te quedan muchas alegrias.

Así que disfruta , sin más
no pienses en tonterías
no empañes el viaje
que te regalaron un día.


martes, 16 de mayo de 2017

Los besos de Vicente Aleixandre


Los besos

[Poema - Texto completo.]
Vicente Aleixandre

No te olvides, temprana, de los besos un día.
De los besos alados que a tu boca llegaron.
Un instante pusieron su plumaje encendido
sobre el puro dibujo que se rinde entreabierto.
Te rozaron los dientes. Tú sentiste su bulto,
En tu boca latiendo su celeste plumaje.
Ah, redondo tu labio palpitaba de dicha.
¿Quién no besa esos pájaros cuando llegan, escapan?
Entreabierta tu boca vi tus dientes blanquísimos.
Ah, los picos delgados entre labios se hunden.
Ah, picaron celestes, mientras dulce sentiste
que tu cuerpo ligero, muy ligero, se erguía.
¡Cuán graciosa, cuán fina, cuán esbelta reinabas!
Luz o pájaros llegan, besos puros, plumajes.
Y oscurecen tu rostro con sus alas calientes,
que te rozan. revuelan, mientras ciega tú brillas.
No lo olvides. Felices, mira, van, ahora escapan.
Mira: vuelan, ascienden, el azul los adopta.
Suben altos, dorados. Van calientes, ardiendo.
Gimen, cantan, esplenden. En el cielo deliran.

poesias cortas

viernes, 5 de mayo de 2017

Felipe Evangelista Noche de las fogatas

NOCHE DE LAS FOGATAS
Suena con fuerza de acero
la madera en la hojalata
al compás del corazón
de un pueblo que se desangra,
y lucha por evitar
que le roben la esperanza.
¡Sin fusiles y sin bombas
con cacerolas de lata...
Mi pueblo se hizo escuchar
la noche de las fogatas!

Como pasa casi siempre
cuando la gente se cansa;
el pueblo les dijo basta
a los señores que mandan.
Peregrinando en silencio
fue hasta la historica plaza
la plaza de los reclamos,
la de mayo, la de Octubre,
la de las madres en ronda,
plaza de la esperanza.

Pero esta vez fue distinto
no habia botas ni pancartas
solo estaba el pueblo unido
a la luz de las fogatas.
Nadie sabe bien por qué;
los gestores de la nada
mancillaron la protesta
con la furia y con la rabia,
y en el piso se quedó 
mi bandera ensangrentada.

Oíd mortales el grito;
qué el pueblo jamás se calla,
y esta vez para la historia
ha ganado una batalla.

miércoles, 3 de mayo de 2017

Vallace Stevens

Aquí es donde vive la serpiente, la sin cuerpo.
Su cabeza es aire. En cada cielo, por la noche,
Debajo de su cola se abren ojos que nos miran.
¿O esto es otro culebrear fuera del huevo,
Otra imagen al final de la caverna,
Otra sin cuerpo para la vieja piel?
Aquí es donde vive la serpiente. Éste es su nido,
Estos campos, estas colinas, estas teñidas distancias,
y los pinos encima, ya lo largo y al costado del mar.
Esto es forma engullendo lo informe,
Piel relampagueando hacia desapariciones anheladas,
Y el cuerpo de la serpiente relampagueando sin piel.
Ésta es la altura emergiendo y su base
Estas luces pueden finalmente alcanzar un polo
En la semi cerrada medianoche y encontrar la serpiente allí,
En otro nido, el amo del laberinto
De cuerpo y aire e imágenes y formas,
Inexorablemente en posesión de la felicidad.
Éste es su veneno: que hemos de desconfiar
Incluso de esto. Sus meditaciones en los helechos,
Cuando se movía tan apenas para estar segura del sol,
Nos hizo no menos seguros. Vimos en su cabeza,
Anillada de negro sobre la roca, el animal moteado,
La hierba móvil, el Indio en su claro del bosque.

lunes, 26 de septiembre de 2016

Desde Murcia. tengo miedo

Desde Murcia

Y tengo la sensación de haber robado una vida
a la muerte que acompaño largos meses
y me van a reclamar cuando menos me lo espere
cuando yo no lo vea, cuando yo ya ni lo pida
y me aterra ese momento, quiero que la muerte espere
pagaré ese robo pronto, deja que viva mi vida
y te prometo que entonces te dejaré que me lleves
a ese limbo oscuro y fresco con un pasaje de ida
sin retorno, sin retorno.

C.Valcárcel

domingo, 4 de septiembre de 2016

El ave y el Nido por Salome Urena

REPUBLICA DOMINICANA

titulo: EL AVE Y EL NIDO


¿Por qué te asustas, ave sencilla?
¿Por qué tus ojos fijas en mí?
Yo no pretendo, pobre avecilla,
llevar tu nido lejos de aquí.

Aquí, en el hueco de piedra dura,
tranquila y sola te vi al pasar,
y traigo flores de la llanura
para que adornes tu libre hogar.

Pero me miras y te estremeces,
y el ala bates con inquietud,
y te adelantas, resuelta, a veces,
con amorosa solicitud.

Porque no sabes hasta qué grado
yo la inocencia sé respetar,
que es, para el alma tierna, sagrado
de tus amores el libre hogar.

¡Pobre avecilla!  Vuelve a tu nido
mientras del prado me alejo yo;
en él mi mano lecho mullido
de hojas y flores te preparó.

Mas si tu tierna prole futura
en duro lecho miro al pasar,
con flores y hojas de la llanura
deja que adorne tu libre hogar.

Salome Urena

lunes, 22 de agosto de 2016

Luna Vieja por Gabriel Gomez

Luna Vieja

Testigo mudo de amores, de hechizos de infieles
del pasado todo los has callado.

 Luna Vieja, acaso recuerdas como soñábamos.
 Cuantos planes hicimos?
 Todos se marchitaron al caer la Arena del tiempo
 Y el amor Luna Vieja quedo guardado
 detenido en unas cuantas fotos
que esconden su dulzura, el amor que se perdió en el tiempo.

 Y Tu testigo muda de mi frugal locura solo callas.
 Solo aúlla en el silencio de la noche que cada día
me acorrala más en su negrura.
 Un débil lobo que muere en mi senil memoria
 Solo el recuerdo de tus suspiros, de tu amor.
 De tus abrazos que estremecían mi singular figura.

 Luna vieja testigo muda de plateada cabellera,
 tus rayos nos bañan de nostálgicos recuerdos.
 Que se ahogan en el mar pasado de nuestras ilusiones.
 Bésame luna vieja, ya mi alma se lleno de ti,
 ya mi pecho romper quisiera para sacarme del fondo
esta hechicera . que se quedo grabada aquí, aquí. Aquí. Aquí.iiiiiii